Tips para Escoger Colores para las paredes del Hogar

El color que sumes a las paredes de tu hogar, cambia por completo la imagen general de las habitaciones, teniendo un impacto positivo en la decoración, aunque a veces resulta ser negativo, un hecho que se puede evitar por completo.

Esta tarea puede ser llevada a cabo por un pintor particular, por una empresa de pintura con expertos o por ti mismo, la cuestión es que debes escoger adecuadamente los colores pensando en los siguientes aspectos para una buena decoración:

Marca de calidad superior

escoger colores pinturas para paredes

En la actualidad, se encuentran decenas de marcas de pinturas en el mercado, por lo que, si no eres un conocedor del tema, podrías estar comprando al azar. La marca es sinónimo de calidad en muchos casos cuando son de renombre.

Algunas son Duraval, Procolor, Cruguer, Titan, entre tantas otras, solo no escojas una pintura cualquiera que haga ver mal a primeras las paredes.

Tipo de pintura según la pared

No importa que tan bien se vea el color de una pintura en su muestra, antes de comprar, tendrás que mirar que tipo de pintura es, pues no todas van bien para las paredes según sea la habitación a la cual pintar.

Por ejemplo, para el baño, las pinturas plásticas no son las mejores para el área de la ducha porque se disuelven con el agua.

Blanco como apuesta segura

escoger colores pinturas para paredes

El color blanco se considera como un color neutro, que, por sus características, hace juego con todos los colores con los que se pueda combinar, incluso el blanco se suele aplicar completamente a las paredes de las habitaciones.

Lo mejor es que proporciona claridad, lo que es igual a espacios más acogedores, siendo una opción segura como apuesta.

¡Cuidado con los colores oscuros!

Si bien los colores claros aportan claridad, además de ser colores seguros como el blanco, beige o los colores pasteles, por el lado contrario, tenemos colores oscuros que pueden restar de la misma, creando espacios más sombríos.

Esto no quiere decir que no puedas pintar las paredes de tus espacios con azul marino o vinotinto, sino que deberás alternarlos con otros para un mejor equilibrio.

¿Cuál es el estilo decorativo?

escoger colores pinturas para paredes

La pintura en las paredes será la base para la decoración que tengas o más bien que desees crear a partir del cambio de color. Si te inclinas por lo contemporáneo, los tonos fríos servirán, mientras que, si es algo clásico, los cálidos son lo mejor.

Las paredes más coloridas suelen ser las de habitaciones infantiles, para hacer de estas, un sitio mucho más alegre para los pequeños.

Prueba colores digitalmente

Si pintas dos paredes en color rojo y las otras dos en tonos lila ¿Cómo crees que se verían?, en teoría, quizás te gusten ambos, pero en la práctica, juntos podrían hacer un mal juego, cambiando luego los colores por otros, es decir, el doble de trabajo y gastos.

Es una buena idea aprovechar las herramientas digitales para que visualmente sepas cómo resultarán al pretender usar dos colores o más que sean arriesgados.  

Sistema para combinar colores

escoger color pared

Existen diferentes sistemas que son de gran ayuda para la combinación de colores, como, por ejemplo, escoger tonos del mismo color, hacer una triada de colores, apostar por el sistema de combinación analógica, etc.

Lo importante es ir probando con el círculo cromático, teniendo en cuenta el consejo de antes, para hacer un juego positivo para las paredes.  

A cada habitación, su color

Es bueno tener en cuenta la habitación, pues no es lo mismo pintar las paredes de la sala o cocina que las paredes de los dormitorios. Para los primeros, los colores estimulantes son buenas alternativas, mientras que, para los segundos, es mejor optar por colores relajantes.

De todas formas, los dormitorios pueden ser pintados de amplios colores en pro de personalizar los espacios según a quien pertenezca. 

Colores no conservadores

escoger colores pinturas para paredes

Recuerda que se trata de tu casa o piso el que pintarás, por lo tanto, son tus decisiones, por ello también te animamos a que no te limites con los básicos, sino que dejes volar tu imaginación y explores todas las muestras de colores.

El naranja puede ser demasiado chillón, así como el amarillo, eso sin dejar lado el fucsia, pero si los añades inteligentemente, le darás un toque único.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Publicar un comentario